Consejos para ahorrar la cuota inicial

Consejos para ahorrar la cuota inicial

Sigue estos consejos parar ahorrar la cuota inicial de tu vivienda

Es común escuchar que lo más difícil a la hora de comprar una propiedad es pagar la cuota inicial. Los créditos ofrecidos por las entidades financieras suelen ser del 70% del valor comercial de la vivienda, por lo cual debes ahorrar el 30% restante para pagar la cuota y para que te sea entregada la vivienda.

Si no cuentas con el dinero suficiente y deseas adquirir una propiedad nueva, una excelente opción es preguntar si dan plazo para pagar la cuota inicial o puedes optar por comprar sobre planos, así tendrás varios meses para reunir el dinero.

Cuentas claras

Lo primero que debes hacer para ahorrar la cuota inicial es tener las cuentas claras para evitar sobreendeudarte.

Suma todas las ganancias que recibes mensualmente, y a ese dinero réstale lo que te gastas en tus obligaciones (servicios públicos, arriendo, mercado, pasajes, entre otros). El resultado te dará una idea de cuánto puedes destinar al ahorro de tu vivienda.

¡Comienza el ahorro!

  • Las entidades financieras recomiendan que ahorres como mínimo el 10% de tus ingresos mensuales, incrementando este porcentaje poco a poco.

  • En caso de que vivas con tu pareja y tengan hijos, lo recomendable es que destinen el 70% de los ingresos a los gastos del hogar y el 30% para el ahorro.

  • Si tienes tarjetas de crédito mantenlas al día y paga todas tus deudas antes de comenzar a ahorrar. Lo ideal es enfocarse en el ahorro para la cuota inicial, por eso es mejor saldar todas las cuentas existentes.

  • Evita hacer compras impulsivas. La mayoría de personas compramos cosas innecesarias pensando que a futuro podríamos usarlas. Cada vez que vayas a comprar algo cuestiónate si de verdad lo necesitas o si puedes destinar el dinero a tu ahorro.

  • Retira el dinero que tengas ahorrado en tus cesantías y aprovecha todos los pagos no salariales como bonificaciones y primas.

  • Evita sobreendeudarte, no gastes más de lo que puedes teniendo un límite en tu presupuesto.

  • Ten en cuenta que parte del ahorro debes destinarlo a gastos adicionales de la compra de vivienda como la evaluación del crédito, la escrituración y gastos notariales.

  • Si la suma de tus ingresos es inferior a cuatro salarios mínimos ($3’312.464 pesos para 2019), puedes solicitar el Subsidio Familiar de Vivienda en tu Caja de Compensación Familiar o en el Fondo Nacional de Vivienda.

Si la propiedad está ubicada en zona rural, el subsidio lo asigna el Banco Agrario de Colombia S.A.